El Senado aprobará intervenir la Generalitat aunque Puigdemont convoque elecciones

Lunes 23 de Octubre del 2017

El trámite del Senado da, en teoría, otro plazo a Puigdemont para que rectifique y vuelva a la ley, pero los independentistas siguen su debate interno en sentido contrario

Foto: El hemiciclo del Senado durante una sesión de control al Gobierno el pasado septiembre. (EFE)El hemiciclo del Senado durante una sesión de control al Gobierno el pasado septiembre. (EFE)

El Senado aborda la decisión más trascendente de su historia, autorizar la intervención de competencias de la Generalitat de Cataluña, decidido a hacer una tramitación escrupulosa de la solicitud del Gobierno y a culminarla el próximo viernes al margen de las maniobras de Carles Puigdemont, Oriol Junqueras y la CUP. La Cámara Alta llegará hasta el final, aunque el presidente autonómico adelante las elecciones con el fin de evitar la aplicación del artículo 155 de la Constitución, según fuentes del Grupo Popular.

El Ejecutivo secesionista quedará intervenido con el permiso del Senado en cualquier caso, con proclamación o no de la república nacionalista catalana al día siguiente del pleno, y esté seguida o no de decreto de disolución del Parlamento autonómico firmado por Puigdemont. Esos son los planes del PP en la Cámara Alta, donde tiene mayoría absoluta y suma con los socialistas y los senadores de Ciudadanos y regionalistas (Foro y UPN) del Grupo Mixto el apoyo de un mínimo de 216 parlamentarios constitucionalistas (de un total de 266) para avalar la respuesta del Gobierno al intento de secesión.

El Senado aprobará intervenir la Generalitat aunque Puigdemont convoque elecciones

Los grupos parlamentarios de Podemos con sus aliados periféricos, más los de nacionalistas y separatistas que se opondrán a la petición del Ejecutivo, no alcanzan en el Senado ni un 20% de los escaños de la Cámara.

La comisión parlamentaria creada al efecto para tramitar las medidas de aplicación del artículo 155 estará formada por presidentes, vicepresidentes, portavoces y vocales de distintas áreas; pero básicamente procederá de la comisión Constitucional y la General de Comunidades Autónomas. Estará encabezada por el presidente de la Cámara, Pío García Escudero. El Grupo Popular se ha adelantado a designar a los 15 miembros que le corresponden. Con el portavoz, José Manuel Barreiro, al frente, entre los elegidos figuran los principales pesos pesados y expresidentes autonómicos como Javier Arenas (como portavoz adjunto), Juan José Lucas, Luisa Fernanda Rudi, Pedro Sanz, Alberto Fabra, Xavier García Albiol (presidente del PP catalán) o Juan José Imbroda.

Los grupos parlamentarios tienen que nombrar hoy a los miembros de la comisión para empezar mañana con los trámites siguientes

Como en todas las comisiones del Senado, junto con los 15 parlamentarios del PP, otros seis serán del PSOE, dos de Podemos y sus distintas marcas regionales, uno de ERC, PNV, PDeCAT y Grupo Mixto. Los grupos parlamentarios tienen que nombrar hoy a los miembros de la comisión para empezar mañana con los trámites siguientes, entre ellos el de dar un plazo de alegaciones al presidente de la Generalitat.

Puigdemont puede ir a la propia comisión, enviar a un representante o remitir la documentación que considere oportuna para responder a la intervención de sus funciones que plantea el Ejecutivo. Tendrá de plazo hasta el jueves. Después, los senadores elaborarán un dictamen para remitirlo al pleno previsto para el viernes por la mañana, una sesión que será larga y en la que Mariano Rajoy tomará la palabra para defender las medidas de aplicación del artículo 155 de la Constitución a la Generalitat catalana.

Fuentes del grupo Popular confirman que llegarán hasta el final en la tramitación del texto del Gobierno aun en el caso de que Puigdemont disuelva la Cámara catalana a mitad de semana o el mismo viernes. El Ejecutivo quedará autorizado por el Senado para intervenir las competencias de la Generalitat en cuanto acabe la votación del pleno. Después, el viernes por la tarde, se reunirá el Consejo de Ministros para empezar a aplicar esas medidas que empiezan por la destitución de Puigdemont y todos sus consejeros, que se hará efectiva el mismo sábado.

El Senado aprobará intervenir la Generalitat aunque Puigdemont convoque elecciones

En el Ejecutivo no quieren oír hablar de las posibles maniobras preelectorales de los independentistas para frenar el artículo 155. El trámite del Senado da, en teoría, otro plazo a Puigdemont para que rectifique y vuelva a la ley, pero los independentistas siguen su debate interno en sentido contrario: sobre cuándo deben proclamar su república. Si además disuelven la Cámara catalana, no se librarían de la intervención, insisten en el PP.

Fuente: http://ow.ly/yCnU30g3JL1